Ir a Inicio
Bienvenido
¿Ya eres miembro?
 
ir a
 
regístrate Recuperar Contraseña
De Anticonceptivos y Concepción
Mi Embarazo
De Climaterio y Terapia Hormonal
Mi Guía Saludable
Mis Cuidados y Prevención
Ellos Opinan
Noticias
opina sobre la salud femenina
Consultorio Vitual
anecdotas
mensajes
contactanos
calculadoras
eventos
acciones para controlar la influenza
movimiento por su vida
5 pasos para vivir mejor
preguntas frecuentes
ligas interes
Ir al inicio
Home Comunidad /Nota Completa
 
    



Tamaño: A A A
Regístrate para activar este control Recomendar Articulo Regístrate para activar este control Regístrate para activar este control Regístrate para activar este control
Calificación:
 
Mastalgia Mastalgia

La mastalgia es considerada como parte de la enfermedad benigna de la mama. La importancia del dolor de seno y la hipersensibilidad es que pueden estar relacionados con infecciones, tumores malignos o algún otro padecimiento extramamario. Una vez que estas condiciones han sido descartadas, entonces la mastalgia se considera un padecimiento benigno.

La mastalgia puede ser cíclica o no cíclica y puede presentarse en mujeres posmenopáusicas, aun cuando se encuentren o no bajo tratamiento hormonal. Aunque algunos estudios clínicos no han demostrado diferencias significativas en los niveles séricos de progesterona, estradiol o prolactina, entre las mujeres que han padecido dolor en los senos y en las que no, se cree que la mastalgia cíclica y no-cíclica puede estar relacionada con la actividad hormonal. En la mayoría de las mujeres es autolimitada y se resuelve espontáneamente sin ningún tratamiento.

La evaluación del dolor de senos debe comenzar con la toma de la historia clínica, poniendo especial atención en los síntomas ocasionados por infecciones (por ejemplo, inicio agudo de fiebre, eritema, ardor, secreción, artralgias, mialgias, etc.) o indicadores de malignidad (por ejemplo, masas palpables, retracción del pezón, piel de naranja, eritema, edema e inflamación de la mama).

Las causas extramamarias de dolor incluyen isquemia miocárdica, neumonía, irritación de la pleura, espasmo esofágico, costocondritis, fracturas costales y herpes zoster. El dolor de senos asociado con varicela zoster puede preceder la erupción de un exantema pápulo-vesicular, lo cual se hace evidente en la próxima consulta. En este caso el dolor es severo y la mujer en ocasiones puede presentarse sosteniendo el seno afectado como posición antiálgica.

El examen clínico incluye la inspección en posición sentada, observando la presencia de eritema en la piel, linfangitis, engrosamiento de la piel (piel de naranja), masas visibles o la deformidad  del pezón, entre otros. El dolor puede estar causado por alguna dermatosis como furúnculo, carbúnculo, quistes sebáceos o hidradenitis supurativa.

La palpación debe realizarse con la paciente en posición supina y en una región lejos del dolor; en ocasiones es mejor comenzar con el seno no adolorido. Debe hincarse de forma gentil y después evolucionar a una forma más firme. La paciente debe se posicionada posteriormente sobre su constado, permitiendo que el tejido mamario caiga lejos de sus músculos pectorales para que la pared torácica pueda ser inspeccionada en busca de fracturas costales. Los signos que puedan indicar infección o cáncer deben ser buscados. La severidad o localización del dolor y de los hallazgos clínicos en el examen físico no tienen significancia clínica, excepto si son sugestivos de cáncer o infección.

Ningún signo radiológico se encuentra asociado a mastalgia por sí solo, por lo que en ausencia de un dato clínico significativo, la realización de una radiografía o de un ultrasonido no se encuentra justificado. Después de que se ha hecho el diagnóstico de mastalgia benigna y se han descartado todas las otras posibles causas, el tratamiento se encuentra basado en la severidad y duración de los síntomas. En la mayoría de los casos,  se recomienda el uso de soporte y se cita a la paciente a revaloración en dos meses. No existe evidencia de que la sintomatología de la mastalgia benigna mejore con una reducción de la ingesta de cafeína, o con el consumo de anti-inflamatorios no esteroideos, vitamina E o aceites que contienen acido linolénico,  en comparación con el placebo.

En casos raros, las mujeres con sintomatología severa insisten en un tratamiento más agresivo. El  danazol suprime la función ovárica y es usualmente efectivo en disminuir la nodularidad, dolor e hipersensibilidad. Sin embargo, resulta en alteraciones considerables de los niveles hormonales y la recurrencia de los síntomas es común después de descontinuar el tratamiento. El tamoxifeno, utilizado para tratar y prevenir el cáncer de mama, no se encuentra aprobado por la FDA para su uso en la mastalgia, aunque puede disminuir el dolor y la hipersensibilidad. Este medicamento debe ser suspenderse en caso de que los síntomas no mejoren después de tres meses de tratamiento.

Referencia informativa: Obstet. Gynecol. Clin. N. Am., 20087;35:285–30

Departamento de Comunicación y Contenido, Todoensalud.org

 
Escribe aquí tu comentario:
Tamaño: A A A
Regístrate para activar este control Recomendar Articulo Regístrate para activar este control Regístrate para activar este control Regístrate para activar este control
Calificación :
 
 
   
Inicio

© 2013, Todo en Salud Femenina. Todos los Derechos Reservados. Permiso de SSA 06330022460875.
Por la calidad de la salud.